Logo Mahen
Página Facebook Página Twitter Página You Tube

Roscón de Reyes para diabéticos

03/01/2017 ›
Volver a la página anterior
Conoce cómo preparar y disfrutar del roscón de reyes sin azúcar

En el 2017 os proponemos felicidad o al menos ¡Qué no nos la roben las enfermedades! ¿Sabes que existe el roscón de reyes para diabéticos? Una de las dificultades que surgen cuando a alguien le diagnostican esta enfermedad es la alimentación. Y es que lo cierto es que tan sólo hay que buscar y hacer las cosas bien para disfrutar de estas fechas con ilusión. 

Comencemos con los ingredientes, vamos a hacer un roscón de reyes que alimente a toda la familia y que puedan comer los diabéticos:

A. Ingredientes para la masa madre*:

  • Harina de fuerza o repostería (105g) 
  • Leche desnatada ni fría ni caliente (60 g)
  • Levadura (6 g) 

 

B. Ingredientes para la masa del roscón: 

  • La masa madre o fermento hecho anteriormente. 
  • Harina de fuerza (360g)
  • Leche (60 g) 
  • Canela, una vaina de vainilla y cascara de naranja y limón. 
  • Huevos (2 unidades)
  • Margarina vegetal (60 g) 
  • Levadura fresca (18 g) 
  • Edulcorante “Sucralin” (20 g) 
  • Ralladura de limón (Rallar uno entero) 
  • Agua de azahar (2 cucharadas soperas) 
  • Canela molida (1 cucharadita de café) 
  • Sal (5 g) 

 

C. Ingredientes para la decoración:

  • Yema de huevo (1 unidad) 
  • Almendras laminadas (40 g) 

 

Una vez tenemos organizados todos los ingredientes pasamos al proceso de preparación, y nos debemos adelantar a la creación del roscón, concretamente a la noche anterior:

 

PREPARACION DEL FERMENTO O MASA MADRE:

Como decíamos, hay que comenzar a hacerlo la noche anterior y el proceso es sencillo: Debemos mezclar la harina, leche y levadura y amasar hasta mezclarlo bien. 

Cuando lo hayas dejado reposar media hora, guárdalo en la nevera y comienza a hervir la leche junto a la canela, así como la cáscara de naranja y de limón. Esto también hay que dejarlo infusionar también toda la noche, en esta ocasión tapado con papel film. 

 

PREPARACIÓN DEL ROSCÓN Y DECORACIÓN (POR PASOS)

 

1. Una vez cumplida la noche de reposo, mezclamos todos los ingredientes de la masa   excepto la mantequilla, hay que amasarlo y dejarlo reposar una hora más. 

2. Transcurrida la hora, incorporamos la mantequilla fría y comenzamos a amasar hasta que quede lisa. 

3. Dejamos fermentar unas tres horas y es que como veis, para hacer un roscón de reyes, además de ingredientes, necesitas paciencia. 

4. El siguiente paso es sencillo e incluso para muchos divertido: Le quitamos el aire y la boleamos*. 

5. De nuevo esperamos, aunque ahora sólo 15 minutos, después formamos el rosco. 

6. Vamos a dejar que fermente otras tres horas, una vez se le ha dado forma, y va a ser en este proceso en el que el roscón triplicará su volumen (por eso es un buen momento para esconder la sorpresa dentro) 

7. Cuando haya transcurrido el tiempo de fermentación, se pincela y se decora para después cocerlo en el horno precalentado a 190ºC.

8. Lo hornearemos durante 20 minutos con el sistema completo, es decir, con calor tanto arriba como abajo. Una vez esté doradito, el roscón estará hecho y ya sólo queda dejarlo enfriar sobre una rejilla para que no se humedezca. 

 

¿Qué significa...? 

 

A lo largo del artículo hemos citado algunos términos que no todo el mundo tiene por qué entender, así pues, vamos a explicarlos:

*Masa madre: Se trata de una forma de fermentación, de hecho también es conocido como el “fermento” y lo que nos va a permitir es aportar un sabor y aroma especial a la masa, del mismo modo que ayuda a controlar su acidez. Existe una forma natural de hacer esa masa madre, que también explicamos en este blog. 

*Bolear la masa: Es un verbo derivado del término bola y se usa en muchas disciplinas. Ahora bien, ¿qué es bolear en la cocina? Bien, pues es algo bastante frecuente, especialmente en la repostería y/o panadería y consiste obviamente en darle a la masa una forma de bola. Os preguntaréis ¿para qué sirve? La respuesta es depende. Y es que no es lo mismo bolear una trufa para darle forma, pues tan sólo sería una cuestión estética, que bolear la masa del pan o del roscón en cuyo caso es un paso fundamental. En estos casos, el boleado va a eliminar irregularidades y otorgará al preparado suficiente tensión para evitar los gases que podrían hacer que luego se deshinchara. 

 

Leido 406 veces

TAGS

#Todas #Nutrición #Consejos #Días mundiales #Videoblog

LO MÁS LEIDO


LO MÁS NUEVO




Suscríbete a la newsletter de Mahen
Suscríbete a nuestra newsletter para estar informado de todas nuestras novedades

Suscríbete
Enviar



Página Facebook Página Twitter Página You Tube
Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia de navegación, y ofrecer contenidos y publicidad de interés. Al continuar navegando entenderemos que aceptas nuestra política de cookies

ACEPTAR