Desplegar menú
Menú
Uña de gato

La uña de gato contiene principios activos como los alcaloides, oxinoles, fitoesteroles y polifenoles, entre otros, que hacen que la uña de gato tenga propiedades antiinflamatorias, antivirales, analgésicas, antioxidantes y cicatrizantes.

Algunas personas utilizan la uña gato para aliviar problemas relacionados con el aparato digestivo, como la gastritis, alteraciones en la flora intestinal o la úlcera estomacal, así como también para combatir la diarrea.

Algunos expertos recomiendan esta planta, por sus propiedades antiinflamatorias, para tratar dolores articulares y musculares, dolores causados por la artritis, el reuma y la bursitis. Puede llegar a ser un gran remedio para aliviar dolor y bajar la inflamación.

Suplementos naturales utilizan esta planta por sus propiedades antivirales y analgésicas para estimular el sistema inmunológico, reforzándolo y aumentar las defensas y, de este modo, combatir a los radicales libres y los síntomas de resfriados, otitis, infecciones víricas.

Estudios sostienen los beneficios de la uña de gato en dolencias relacionadas con la sangre y el aparato cardiovascular. Es anticoagulante y, junto con su acción cicatrizante, es un buen remedio para la rápida cicatrización de las heridas. Expertos la recomiendan para prevenir enfermedades cardíacas y para enfermedades como la diabetes.

Otros usos comunes de esta planta son: combatir el asma y la bronquitis, regular los ciclos menstruales, eliminar toxinas y como depurativo del organismo.

En infusión y en complementos naturales.

Esta planta está contraindicada durante el embarazo y la lactancia.

https://www.ecoagricultor.com/una-gato-beneficios-propiedades/

https://nccih.nih.gov/health/catclaw

 
 
 
 
 
 
Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia de navegación, y ofrecer contenidos y publicidad de interés. Al continuar navegando entenderemos que aceptas nuestra política de cookies

ACEPTAR

Espere...
Procesando información, espere...